jueves, 11 de febrero de 2010

Tiziano y el duque de Rivas: el retrato de Carlos V

La palabra ÉCFRASIS procede del griego y literamente significa "explicar hasta el final". En el ámbito de la literatura y el arte, se usa esta palabra para aludir a descripciones literarias de obras plásticas. Probablemente las dos écfraseis más conocidas sean la descripción que hace Homero en la Ilíada del escudo de Aquiles y las Imágenes de Filóstrato, sofista griego que vivió entre los siglo II y III d.C, en las que narra algunas pinturas que vio en una villa de Nápoles. Huelga decir el gran valor documental que tienen estas descripciones, generalmente muy detalladas, cuando la obra descrita se ha perdido.

Como ejemplo de écfrasis, la que hace el Duque de Rivas del retrato de Carlos V de Tiziano en Un castellano leal.



De pie estaba Carlos Quinto
que en España era Primero,
con gallardo y noble talle,
con noble y tranquilo aspecto.

De brocado de oro y blanco
viste tabardo tudesco,
de rubias martas orlado,
y desabrochado y suelto;


Dejando ver un justillo
de raso jalde, cubierto
con primorosos bordados
y costosos sobrepuestos;

Y la excelsa y noble insignia
del Toisón de Oro, pendiendo
de una preciosa cadena
en la mitad de su pecho.

Un birrete de velludo
con un blanco airón, sujeto
por un joyel de diamantes
y un antiguo camafeo;

Descubre por ambos lados,
tanta majestad cubriendo,
rubio, cual barba y bigote
bien atusado el cabello.

Apoyada en la cadera
la potente diestra ha puesto,
que aprieta dos guantes de ámbar
y un primoroso mosquero.

Y con la siniestra halaga,
de un mastín muy corpulento,
blanco, y las orejas rubias,
el ancho y carnoso cuello.

6 comentarios:

  1. Que genialidad la del duque! No contento con describir a la perfeccion el retrato, encima lo hace en verso.
    Interesantisima entrada sobre la ecfrasis. Me encanta su blog, madame!

    Buenas noches

    Bisous

    ResponderEliminar
  2. Estoy con Madame Minuet en todas sus apreciaciones... Muy acertado el ejemplo de puesta en práctica de la ecfrasis... Tiziano, por otra parte, no decepcionó jamás... Tampoco, como no podía ser de otro modo, a la hora de retratar al César Carlos, en este celebrado caso, junto a un perro, paradigma de la lealtad... Me encanta esta obra..., que por cierto, rescataré en el futuro para ilustrar una de mis entradas...

    Feliz jornada.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por vuestros comentarios. Además inserta esta écfrasis en el relato, cuando el protagonista, el castellano leal, acude a una audiencia con el Emperador. Y el duque de Rivas, en lugar de decir: ahí estaba el Emperador y de esto hablaron, se detiene en una descripción de su persona teniendo en mente el retrato de Tiziano.

    Un saludo a ambos

    ResponderEliminar
  4. Y en este caso es muy útil para el conocimiento de la Indumentaria; pensemos que apenas se conserva ropa anterior al siglo XVIII.
    Os dejo un link por si queréis saber más sobre la indumentaria en España antes de ese siglo: http://museodeltraje.mcu.es/popups/publicaciones-electronicas/2007-indumenta0/Indumenta00-08-ADL.pdf

    ResponderEliminar
  5. Me encanta tu blog. gracias al poema del marqués de Rivas me he percatado de algunos detalles de este cuadro que no les había prestado atención.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Gracias por el link, Reprotel. Yo, personalmente, al leer este fragmento del duque de Rivas, no tengo muy claro aún a qué prendas se refiere. Tendré que interesarme más por la historia de la moda ;)

    Gracias Magnolia, me alegro de que te haya gustado.

    Un saludo a ambas.

    ResponderEliminar